Resonancia

Decir que podemos apagar el miedo como apagamos un interruptor de luz sería, en la mayoría de los casos, una exageración. Eventos inesperados suceden todo el tiempo y nuestra reacción es, la mayoría de veces, impredecible e incontrolable, pero como hemos comentado anteriormente, lo que viene después, es decir, lo que realmente podemos controlar y decidir cómo actuar al respecto.

Pero el miedo aparece, la mayoría de veces, por hechos que ni siquiera han sucedido todavía, tenemos al miedo como mecanismo de prevención para ayudar a evitar daños. Pero ¿qué pasa con aquellas cosas que nuestra incontrolable imaginación crea, con el fin de evitar determinado curso de acción?

Podríamos “crear” miedo basado en las cosas que imaginamos que podrían suceder, pero no tenemos certeza de que las cosas van a ir por el camino que estamos imaginando. Pero como un “mecanismo de protección” nuestra mente crea imágenes que inducen miedo en nosotros para evitar tomar ciertas acciones o comportamientos.

Esto podría sonar como una poderosa ventaja para nuestro bienestar y, de hecho ese era el propósito original del miedo, el problema es que no estamos utilizandolo de la manera adecuada.

Si deseas seguir leyendo este artículo y otros como este por favor haz click AQUI

Agregue un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *

*

Usted puede utilizar las etiquetas HTML y atributos: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>