Tus herramientas

 

Cuando era niño, siempre estaba preguntando por qué existían cosas “malas”.

¿Por qué Dios había inventado el “dolor”, el “miedo”, la “tristeza” y así sucesivamente?

Seríamos mucho más felices si no hubiera cosas tales como el miedo, ¿verdad? Pero entonces, me explicaron que sin miedo no estaría vivo hoy. El miedo me permite saber que mi vida está en peligro cuando me acerco a un precipicio, sin él, seguiría caminando y probablemente caería a mi muerte. Pero el miedo está ahí para detenerme a tiempo y evitar que salte y me mate o resulte gravemente herido.

Si ese miedo no estuviera allí para activar mi instinto de conservación, entonces fácilmente perdería mi mano cuando cocino o trabajo con mi sierra eléctrica. O me podrían matar al caminar por la noche en lugares peligrosos, etc.

Así que esa pequeña voz no es tan mala después de todo.

Si el dolor no me hiciera quitar mi mano al tocar una superficie caliente, no estaría escribiendo esto ahora.

Si el dolor no me hubiera advertido que una máquina eléctrica comenzaba a apretar mi pie, lo habría dejado allí más tiempo causando algo que hubiera lamentado por el resto de mi vida.

El dolor le permitió a mi amigo Joe, saber a tiempo, que su intestino estaba teniendo problemas, alertándolo a correr al hospital y recibir una cirugía de emergencia que le salvó la vida.

Nuestro cuerpo es muy sabio. La Madre Naturaleza nos equipó con un hardware fino y sus sensores e indicadores de peligro son lo mejor de lo mejor. El único problema es que no les prestamos atención más seguido.

Si quieres leer el resto de este artículo y más como este entra aquí

Agregue un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *

*

Usted puede utilizar las etiquetas HTML y atributos: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>