No hagas nada

Estamos viviendo tiempos muy agitados, todo debe ser rápido y corto. Nos gusta ver una película en lugar de leer el libro, nos esforzamos por encontrar atajos, en lugar de tomar el tiempo para aprender y practicar para hacer las cosas correctamente. Preferimos pagar para hacer que nos laven y planchen la ropa, en vez de tomar el tiempo para hacerlo nosotros mismos.

Estamos viviendo nuestras vidas en el carril rápido.

Como civilización, estamos haciéndonos perezosos en muchos aspectos.

Pero, por otro lado, nos estamos obsesionando con el ejercicio. Estamos comenzando a enfrentar serios problemas de salud debido a un exceso de entrenamiento con ejercicios en formas que nuestro cuerpo no estaba diseñado para hacer. Pero, la moda es la moda y se necesita seguirla, a fin de sentir que estás “encajando”, ¿verdad?

De lo contrario, ¿qué dirían nuestros conocidos …? Continúe leyendo

Lo externo

 

Hoy en día hay un desbordamiento de productos e “información” acerca de la salud y el entrenamiento físico por todas partes. Alguna información es muy útil y proviene de buenas fuentes. Pero la mayoría, sobre todo la literatura en línea, es sólo propaganda tergiversada de los medios y los comercios.

La medicina moderna ha avanzado de manera impresionante, ayudada por la tecnología y la química, pero la mayoría de las veces, da más miedo el ver los efectos secundarios de los medicamentos, ya que estos llegan a causar en ocasiones, peores daños que la enfermedad original.

He hablado aquí muchas veces sobre la importancia de filtrar lo que permites entrar a tu mente, ya que esa información va profundamente a tu subconsciente y le afecta fuertemente en todos los niveles.

Pero igualmente importante es ser muy selectivo de aquellas cosas que pones en tu cuerpo físico. Continúe leyendo

Nuevos comienzos

Cuando recibí la noticia, no podía creer que me estuviera sucediendo a mí. No tenía tiempo para enfermarme, no tenía tiempo para descansar, no tenía tiempo para perderlo cambiando mi estilo de vida. 

Debe haber una manera rápida de deshacerse de esa enfermedad.

Después de todo, hacemos todo lo rápido hoy en día, ya no tenemos que cocinar, comemos comida rápida, llevamos nuestra ropa a la lavandería y la recogemos limpia y planchada, así que no tenemos que perder el tiempo haciéndolo nosotros mismos, Usamos un servicio de taxi para llevarnos a todas partes para que no tengamos que conducir más, nuestro teléfono inteligente encontrará la forma más rápida y más rápida para no perder un segundo en el tráfico.

Vivimos nuestra vida a alta velocidad y estamos acostumbrados a conseguir lo que queremos rápido y fácil.

Internet responde a todas nuestras preguntas y nos proporciona toda la información que necesitamos en cuestión de segundos.

Así que no hay excusa para que una enfermedad se prolongue en nuestros cuerpos. Tiene que haber una píldora, un tratamiento o un método para que me deshaga de cualquier cosa que se atreva a retrasar mi ritmo de mi día a día. Continúe leyendo

Cansado

He tratado de dormir más horas para ver si mi cansancio se desvanecía. Pero seguí cansado, sin energía alguna. Cuando tu ser interior está cansado, todo el descanso físico y el dormir de más, no harán ninguna diferencia.

Hay días en que te despiertas y la vida duele, por lo tanto, lo recientes y lo reflejas en tu cuerpo físico. Y, por supuesto, que te llevará más tiempo el poder ponerte de pie de nuevo, pero de todas formas tienes que hacerlo.

Como ves, es más fácil para nuestro cerebro acordarse de los malos momentos. Por lo general, recordamos más los malos eventos que los buenos, por lo que los mantenemos en la primera fila de nuestra mente consciente y esto podría ser una de las principales razones por las que seguimos repitiendo nuestros errores y manifestamos nuestros peores temores más rápido. Continúe leyendo

¿Viejo?

|

Cuando era adolescente, me acuerdo que pensaba que cuando llegara a los 30, yo sería oficialmente un adulto. Mi tío tenía 55 años en ese momento y me dijo que se sentía increíble, con buena salud y tan activo como siempre.

Por supuesto que pensé que sólo estaba tratando de hacer que los demás pensaran que no estaba tan viejo todavía. Pero para mí a esa edad, sí era muy viejo y así se lo dije.

Él sólo se rio y me dijo que la edad no estaba realmente en el cuerpo, sino en tu mente. Me reí aún más fuerte y pensé que sólo estaba tratando de convencer a su mente que aún era joven y fuerte. Sin embargo, me quedé muy impresionado de ver lo duro que entrenó en el gimnasio ese día. Continúe leyendo

Ingeniería del cuerpo

Nuestro cuerpo está muy bien diseñado, cada músculo, cada célula tiene su propia razón de ser como es. Pero abusamos de él constantemente.

Alimentamos nuestro cuerpo con demasiados productos químicos, los cuales ahora están creando nuevas enfermedades y nuestro cuerpo está tratando de defenderse a sí mismo tanto como puede.

Pero la vida moderna está haciendo esto muy difícil, todos los días nuestro cuerpo necesita luchar cada vez más duro contra varios aspectos que nos están bombardeando desde diferentes ángulos. Continúe leyendo