Déjalos ir

Una de las cosas más difíciles en la vida es, cuando alguien a quien amamos, nos deja de forma permanente. Cuando un ser querido deja este plano físico o simplemente sigue un camino diferente, es difícil para nosotros admitirlo.

A veces hasta nos enojamos con Dios, con el Universo o simplemente con el destino, pero siempre es muy difícil de aceptar y comprender la partida.

Yo estaba hablando con un grupo de estudiantes acerca de la muerte de un famoso cantante que murió por un disparo por accidente, (Fue confundido por un sicario). Continúe leyendo