Solo

Últimamente hay un miedo extendido a estar solos

Conozco a muchas personas que realmente prefieren estar en una relación destructiva que a quedarse sin pareja.

Este temor ha crecido tanto en nuestra sociedad, que ahora se considera una enfermedad muy grave conocida por muchos nombres diferentes: monofobia, autofobia, Isolofobia, entre otros. Continúe leyendo

Nunca estás solo.

No hay nada tan aterrador como la pérdida de un trabajo, la falla en una relación, descubrir que tienes una enfermedad grave, o la sensación de que está completamente solo o sola.

Es tan fácil seguir el “camino espiritual” cuando lo tienes todo resuelto, cuando no tienes problemas emocionales, económicos o de salud que te quiten la calma. Entonces es cuando puedes estudiar y hacer retiros, meditar y hacer todos los rituales que desees.

Ser un gurú de sillón en esos momentos es muy fácil y vemos ejemplos de ello todos los días.

Es cuando nos enfrentamos a un gran problema o una situación terrible, que nos olvidamos de todo lo que hemos aprendido y reaccionamos como todos los demás. Cuando nos cuestionamos acerca de las cosas que hemos estado estudiando todos estos años, no podemos recordar ni aplicar toda la teoría que hemos estado predicando hasta el momento. Continúe leyendo

Sé resiliente

En una plática el día de ayer, comentaba acerca de un amigo que fue un hombre muy sólido y fuerte la mayor parte de su vida, pero el día en que su esposa falleció, comenzó a perder su fuerza y deseos de seguir viviendo.

Siempre es difícil perder a un ser querido, especialmente una persona muy cercana. Y una vez que caemos, el ponernos de pie nuevamente es una tarea abrumadora para la mayoría de nosotros.

Después de una pérdida, un fracaso, un accidente, etc., las cosas se ponen muy difíciles y recuperar nuestra fuerza y paz interiores parece casi imposible. Y aunque el tiempo cura casi todas las heridas, siempre hay algunas cosas que podemos hacer para acelerar nuestra recuperación. Continúe leyendo

Hazte presente

A veces nos quejamos de la falta de apoyo de nuestra familia, la falta de comprensión de nuestros amigos y conocidos y, de cuánto sufrimos nuestra soledad, en lugar de aprender de ella.

Cuando estamos en tales estados mentales, tendemos a buscar a alguien que nos escuche, queremos ser entendidos, ser apoyados.

Pero tan pronto como tratamos de encontrar esas cosas en otros, nos enfrentamos a una fría pared de indiferencia y nuestra soledad se hace aún más grande.

Todos hemos estado allí. ¿Pero te has dado cuenta, de cuando has estado del otro lado?

¿Cuántas veces has evitado a un amigo con un problema que está tratando de llegar a ti para que él / ella pueda simplemente ser escuchado?

Probablemente hubo un momento en que alguien esperaba que le prestaras un oído atento, pero tú estabas demasiado ocupado, demasiado cansado o, simplemente, no estabas “de humor.” Continúe leyendo

No hagas nada

Estamos viviendo tiempos muy agitados, todo debe ser rápido y corto. Nos gusta ver una película en lugar de leer el libro, nos esforzamos por encontrar atajos, en lugar de tomar el tiempo para aprender y practicar para hacer las cosas correctamente. Preferimos pagar para hacer que nos laven y planchen la ropa, en vez de tomar el tiempo para hacerlo nosotros mismos.

Estamos viviendo nuestras vidas en el carril rápido.

Como civilización, estamos haciéndonos perezosos en muchos aspectos.

Pero, por otro lado, nos estamos obsesionando con el ejercicio. Estamos comenzando a enfrentar serios problemas de salud debido a un exceso de entrenamiento con ejercicios en formas que nuestro cuerpo no estaba diseñado para hacer. Pero, la moda es la moda y se necesita seguirla, a fin de sentir que estás “encajando”, ¿verdad?

De lo contrario, ¿qué dirían nuestros conocidos …? Continúe leyendo

Has sobrevivido

Cuando era un niño, encontraba caras felices por todas partes a donde yo veía. Ahora me está siendo más difícil encontrarlas a mí alrededor. Probablemente como niño, no puse mucha atención al estado de ánimo de otras personas, la gente que veía era más feliz o, yo no estaba entrenado para ver caras tristes o deprimidas aún.

“Eran otros tiempos”, algunos responderían, “La gente entonces tenían menos preocupaciones, estos tiempos son más difíciles” es una respuesta común hoy en día.

No estoy seguro de cómo clasificarlo, pero sí, encontrar caras felices no es tan fácil para mí últimamente. ¿Debería de cambiarme a un país diferente? Bueno, no exactamente, después de viajar mucho he encontrado todo tipo de personas en todo el mundo, pero gracias a internet ahora se puede hablar con gente del otro lado del planeta en tiempo real y darse cuenta de que no la están pasando más fácil allá tampoco. Continúe leyendo

Está bien (Nota mental)

Está bien despertar una mañana con la sensación de estar drenado, sin tu habitual alegría de vivir encendida y decidir en ese mismo momento tomar el día libre. Sólo para reunir suficiente fuerza para continuar con tu viaje.

Es válido decidir hoy, el no sentir gratitud por las cosas buenas que tienes y, el que tu corazón sienta nostalgia de los días y personas que ya no están aquí contigo.

Es aceptable decidir el dejar que la ira y la tristeza llenen tu corazón y alma por un rato, porque estos sentimientos son una parte de tu naturaleza humana y tienen una razón para existir en ti. Continúe leyendo

Soledad

“¿Así que te casas con él?”, Le pregunté.

“Sí, así es.” Ella respondió con una mirada vaga en sus ojos.

“Pero ¿no me dijiste que lo conociste apenas hace dos meses?”, le pregunté con sorpresa.

Después de unos segundos de reflexión rápidamente dijo: “Sí, pero por favor, entiende que no quiero estar sola nunca más.” Su voz era firme y entendí que no querían continuar esta conversación. Continúe leyendo

Estás por tu cuenta

Me sorprendí al escucharla diciendo que no podrían estar juntos porque no sacaban lo mejor uno del otro. Y me sorprendió porque he oído eso incluso de consejeros matrimoniales, psicólogos, médicos, abogados y muchas otras personas que se supondría están un poco más informados.

Tal vez es por eso que tantas relaciones han estado y siguen estando hoy en día, condenadas al fracaso. Continúe leyendo

Hazlos sonreír

Yo sabía que ella había pasado por un verdadero infierno, por decir lo menos. Ella había sufrido grandes pérdidas y de alguna manera todo lo que pudiera decir no le ayudaría a superar todo eso.

Cuando una persona está sufriendo realmente no hay mucho que se pueda decir. Tienen que pasar a través de su ciclo de duelo y luego el tiempo les ayudará a sanar algunas heridas. No del todo, pero van a sonreír de nuevo. Y la mayoría de las veces eso es algo que puedes intentar con ellos. Continúe leyendo