Intranquilo

Me desperté sintiéndome incómodo. No podía entender por qué me sentía así, porque no había una razón aparente para ese estado de ánimo.

Al principio pensé que me sentía así, por un mal sueño que no podía recordar.

Pero a medida que avanzaba la mañana, comprendí que ese sentimiento era el resultado de una larga serie de eventos que finalmente colapsaron sobre mis hombros, causándome un estado de ánimo sombrío.

Mientras trataba de encontrar la causa de esta horrible sensación, me di cuenta de que estaba escarbando todos los eventos negativos que habían aparecido en mi vida desde hacía tiempo. Mientras trataba de encontrar en cada uno de ellos el “verdadero culpable” de mi temperamento actual mi alma se sentía cada vez más deprimida.

Pero la peor parte fue, que con cada evento que recordaba, me sentía cada vez más abatido. Esto no me estaba ayudando para nada. Continúe leyendo

Tus herramientas

 

Cuando era niño, siempre estaba preguntando por qué existían cosas “malas”.

¿Por qué Dios había inventado el “dolor”, el “miedo”, la “tristeza” y así sucesivamente?

Seríamos mucho más felices si no hubiera cosas tales como el miedo, ¿verdad? Pero entonces, me explicaron que sin miedo no estaría vivo hoy. El miedo me permite saber que mi vida está en peligro cuando me acerco a un precipicio, sin él, seguiría caminando y probablemente caería a mi muerte. Pero el miedo está ahí para detenerme a tiempo y evitar que salte y me mate o resulte gravemente herido.

Si ese miedo no estuviera allí para activar mi instinto de conservación, entonces fácilmente perdería mi mano cuando cocino o trabajo con mi sierra eléctrica. O me podrían matar al caminar por la noche en lugares peligrosos, etc.

Así que esa pequeña voz no es tan mala después de todo. Continúe leyendo

No mates ese sentimiento

Yo estaba en mi adolescencia, por lo que la manera en que yo sentía y veía las cosas era bastante intensa. Estaba pasando por una difícil crisis existencial y no podía controlar mi depresión.

Sentía que mi mundo se había terminado y no había una solución factible por delante. De pronto algo pasó y tuve una experiencia extraña, estaba ahí viéndome a mí mismo sintiendo y pensando cosas absurdas y negativas. No era como una experiencia fuera del cuerpo, pues todo pasaba en mi cabeza, era como si mi cerebro se dividiera en dos y un lado estuviera juzgando al otro. Continúe leyendo

Hazlos sonreír

Yo sabía que ella había pasado por un verdadero infierno, por decir lo menos. Ella había sufrido grandes pérdidas y de alguna manera todo lo que pudiera decir no le ayudaría a superar todo eso.

Cuando una persona está sufriendo realmente no hay mucho que se pueda decir. Tienen que pasar a través de su ciclo de duelo y luego el tiempo les ayudará a sanar algunas heridas. No del todo, pero van a sonreír de nuevo. Y la mayoría de las veces eso es algo que puedes intentar con ellos. Continúe leyendo

Tu historia

Todo el mundo que ves a tu alrededor tiene una historia, que podría ser una historia triste, una historia trágica, una historia de éxito o una historia muy simple. Pero todo el mundo tiene una historia. Una historia llena de momentos felices y tristes, con las ocurrencias divertidas y sorprendentes milagros. Con éxito increíble y duras lecciones aprendidas ya por algunos, y otras no del todo todavía. Pero todos traemos nuestro propio equipaje cargando en la espalda.

Cada día añades una nueva página al libro de tu vida, al igual que todo el mundo, todos tenemos nuestras propias historias que contar. Algunos optan por compartirlas con los demás, pero la mayoría no. Continúe leyendo

Más allá del silencio

He conocido a este amigo por más de 10 años, él había sido una persona muy importante en la industria de los medios de comunicación  y que siempre había sido una persona muy fuerte y “duro”. Tenía que hacerlo, que estaba a cargo de una de las mayores compañías de entretenimiento en este país.

Él tiene una familia encantadora y eran su principal tesoro. Continúe leyendo

Vibración de Felicidad

Sería maravilloso si pudieras despertar en la mañana sintiéndote feliz y agradecido por tu vida tal y como es. (Sí, incluso en lunes).

Imagínate despertar y ver las cosas como si fuera la primera vez que las ves y sintiendo la gratitud de tenerlas en tu vida.

Si puedes lograr eso, entonces se podría decir que has ¡alcanzado la verdadera iluminación! Continúe leyendo