Ahora

Hemos hablado ya muchas veces sobre la importancia de vivir el momento presente. Sin embargo, pensemos en el número de horas por día que gastamos  “viviendo” en el pasado y / o el futuro.

Recordamos nuestro pasado y seguimos soñando o planificando nuestro futuro. Y la mayoría de las veces nos olvidamos de crear nuestro futuro ahora mismo.

Si tan sólo pudiéramos comprender que el tiempo es un eterno ahora, las cosas serían diferentes. Albert Einstein y otros físicos nos han dicho que pensemos en el tiempo como un gran bloque en el que todo ya existe al mismo tiempo.

Imagínate un cartulina de visualización grande en la que si te pones de pie desde una buena distancia se puede ver todas las imágenes, sonidos, sabores, sentimientos y así sucesivamente, de tu vida. Los que ya has experimentado, los que estás experimentando ahora y los que están por venir. Todo en el mismo cartón. Y puedes verlos todos a la vez desde una distancia.

Lo que pasa es que nosotros (nuestra conciencia) vivimos cada evento uno a la vez. Nuestra mente se concentra en cada evento con la creencia de que es todo lo que hay, pero una vez que aprendemos a expandir nuestra conciencia comenzamos a experimentar más cosas al mismo tiempo.

Si quieres seguir leyendo este artículo por favor compra el libro “Y los diálogos continúan…”. Adquíérelo aqui

Agregue un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *